martes, enero 02, 2007

puro mar de fondo

Sin viento y con veinte grados, una larga marejada de puro mar de fondo ha atravesado el golfo de Cádiz estos días.

Uno de enero. Mediodía. La cortina de espuma hacía imposible la remontada. Los pocos que se atrevían a entrar eran escupidos a la orilla de un manotazo. No es fácil ver el Palmar así de grande. En el aparcamiento, una chica vomitaba la cena de fin de año como diciéndome "ni lo intentes".
Y tenía razón. Pobre de mí, a punto de ser engullido por ¿dos? metros de dolorosa nieve. Ay.

Desde el pinar de la Breña, algunos picos recordaban al Cantábrico.
Cuatro rompientes de izquierda a derecha: las Cortinas, Castillejos, La Laja y Caños. Al fondo, el cabo de Trafalgar. Es insólito tanto tamaño y potencia en el sur.
Aun así, por la tarde también hubo tiempo para un poco de surf suave y espiritual.
Grandes augurios si la temporada 07 comienza de este modo. Las previsiones siguen dando mar para los próximos días. Mar y veinte grados. Y la playa sigue a dos canciones de Pink Floyd. Curo mis heridas, seco mi ropa y preparo bocadillos para mañana. Rum-rum, rumbo a otro océano.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

K GRAN DIA! ESPERO K ESTE AÑO SIGA ASI, DISFRUTAREMOS CADA DIA, AVANZAREMOS HASTA DONDE NOS DEJEN LA OLAS!
PARA ESTE AÑO KEDA PENDIENTE REALIZAR MEJORES FOTOS Y ALGO DE CAMARA, YA SABES!!!!!

nán dijo...

¿Es demasiado tarde para darte las gracias por lo de Fonollosa? No lo conocía, pero gracias a ti hice Rum-rum, rumbo a otro océano.

pablo dijo...

¿Gracias a mí? ültimamente mi cuaderno se ha ido llenando de apellidos y títulos que desconocía, gracias al cielo (de Berlín).