martes, noviembre 21, 2006

descompresión





Míriam, 1º de ESO B, doce años



Relato de Lengua

Detrás de esa colina que parece que alguien ha colgado encima de la dehesa vive un extraño hombre que jamás ha pisado el pueblo. Sólo algunos han hablado con él y los que lo han mirado a la cara aseguran que está cubierto de horribles cicatrices, como si fuera un ser hecho a trozos. Cicatrices como si hubiera habido una erupción en su casa o se le hubiera reventado un cristal en la cara. Si tuviéramos una foto de cómo era antes o supiéramos algo de su vida... dicen los lugareños. Siempre va en chándal o en vaqueros, y es raro cuando va en vaqueros. Él piensa que la gente es extraña con él porque le preguntan cosas que él no entiende o no sabe contestar; aparte de que es mudo, claro, y nunca puede contestar porque no lleva ni boli ni papel. Si alguien le diera algo para escribir les diría que no hicieran tantas preguntas para que no se pusieran tan obtusos. Hasta que por fin un día se compró un cuaderno y pudo decirles a todos que era mudo y así se terminó todo el preguntadero de los vecinos, que eran unos pesados, la verdad. FIN.

2 comentarios:

Lara dijo...

¿En serio?

¿Dijo "obtusos"?

Joder.

Pablo dijo...

En serio. Las instrucciones eran:

A. Elabora un pequeño relato a partir de esta frase (en cursivas).

B.Utiliza con propiedad estas palabras: lugareños, erupción, obtuso.